Usan un «Nintendo Game Boy» para desbloquear y robar autos sin romper sus ventanas

Especialistas en servicios de seguridad en la nube reportan un procedimiento por el que los hackers están convirtiendo los videojuegos retro y se han transformado en dispositivos de miles de dólares capaces de resquebrajar un vehículo sin quebrantar sus ventanas o comprometer las cerraduras.

Aunque ya existían otros métodos para saquear autos con sistema de apertura sin llave (keyless), los criminales han optado por el uso de esta nueva variante que permite intervenir en un auto sin necesidad de replicar una señal a distancias muy cortas.

custom Gameboy Pokemon RED themed - YouTube

Estos nuevos dispositivos, vendidos por la compañía búlgara SOS Auto Keys, están constituidos a partir de componentes muy similares a los del Game Boy la clásica consola portátil de Nintendo.


Por el momento estos dispositivos tienen un costo mayor a los 20 mil dólares, aunque su precio disminuirá pronto, menciona la compañía.

Aunque la venta de este dispositivo incluye una advertencia en contra de su uso con fines maliciosos, los expertos en servicios de seguridad en la nube señalan que es realmente fácil que un actor de amenazas obtenga uno de estos productos.

A través de un video de YouTube se puede ver cómo usar este dispositivo para abrir modelos recientes de fabricantes como Mitsubishi, Hyundai o Kia en menos de un minuto.

Este “Game Boy hacker” registra la información del automóvil y actúa como un contestador que el auto objetivo reconoce como un control (fob) autorizado. Finalmente, el auto se abrirá como si el usuario del SOS Key empleara el fob legítimo.

Las cifras oficiales de Bulgaria revelan un aumento del 50% en el robo de vehículos, lo que en muchas ocasiones implica el uso de métodos de hacking. Ante esto, las autoridades han expresado su preocupación por el lanzamiento al mercado de este dispositivo, pues su venta podría llevar robo de autos a niveles inusitados.

Por otra parte, especialistas en servicios de seguridad en la nube señalan que la poca preocupación de los fabricantes por la seguridad de estos vehículos también juega un papel fundamental en el crecimiento de este problema y la posibilidad de usar dicha herramienta.

Además, debido a que este es un crimen que se considera de baja prioridad, es realmente extraño que las autoridades busquen y procesen a estos criminales.

Los miembros de la comunidad de la ciberseguridad siguen realmente sorprendidos por lo fácil que se ha vuelto engañar a los sistemas de seguridad de estos autos: “Es tan fácil como robar un vehículo en Grand Theft Auto”, asegura Jack Cousens, especialista en sistemas de autos sin llave.  

Para mayores informes sobre vulnerabilidades, exploits, variantes de malware y riesgos de seguridad informática, se recomienda ingresar al sitio web del Instituto Internacional de Seguridad Cibernética (IICS), al igual que a las plataformas oficiales de las compañías tecnológicas.

Deja un comentario